La terapia por andulación: un nuevo frente al dolor

Si quisiéramos definir el dolor de una forma rigurosa y técnica diríamos que se trata de una “experiencia sensorial y emocional desagradable” asociada a un daño real o potencial del tejido.

Sin embargo, para nosotros desde muy pequeños describimos al dolor como una señal en forma de sensación desagradable de que algo nos hace daño, y desde pequeños relacionamos el dolor o malestar con enfermedad, y siempre desde pequeños cuando nos duele algo corremos en busca de algo o alguien que lo alivie cuanto antes o ponga fin a esta sensación negativa.

El estudio del dolor y su tratamiento, la búsqueda de entenderlo para saber cómo y con qué aliviarlo, se remonta a los principios de la historia humana, recorriendo un largo camino desde la superstición, la magia hasta los cada vez más precisos conocimientos que la ciencia de hoy nos proporciona. en camino hemos probado todo tipo de remedios y de muy diversas naturalezas, unos más eficaces que otros, incluso muchos como dicen los refranes : “ peores que la propia enfermedad”, pero que han servido para establecer dos líneas de tratamiento con mayor consistencia en nuestra época: la farmacología que está basada en la administración de sustancias químicas como son los medicamentos; y la medicina física que se basa en la utilización de dispositivos tecnológicos que emplean impulsos eléctricos.

La nueva tecnología de andulación representa un efectivo tratamiento complementario tanto para las patologías músculo esqueléticas con patrones de dolor, como para dolencias derivadas de las denominadas “enfermedades modernas”, como la fibromialgia en donde su s resultados son bastante alentadores, así como también en el estrés o la ansiedad.

Esta técnica se desarrolla a partir de investigaciones y estudios científicos llevados a cabo durante casi medio siglo, esta novedosa tecnología alemana, es patentada en el año 2017, y lo que aplica es la combinación de vibraciones especificas originadas por impulsos eléctricos y calor a partir de rayos infrarrojos de onda corta. Su principal objetivo es estimular los sistemas circulatorios y linfáticos y relajar el sistema nervioso, tratando de ser lo más didácticos posible de entre los efectos más beneficioso que podemos obtener están:

  • Proporcionar mayor energía a nivel celular, por lo tanto aumenta nuestar vitalidad
  • Aumenta la producción de endorfinas por lo que el dolor queda desplazado por los estímulos positivos.
  • Disminuyen las lesiones e inflamaciones musculares y articulares, al activarse la circulación sanguínea.
  • Produce relajación del sistema nervioso por lo que se eliminaran tensiones musculares y tu mente se relajara, lo que permitirá un mejor descanso y mejorar la calidad del sueño. según nuestra experiencia en ocasiones hay que despertar al paciente ya que se duerme durante su aplicación.

En conclusión como fisioterapeuta recomiendo la utilización de la terapia por andulación, ya que esta es una herramienta eficaz para aliviar el dolor, mejorar el sueño y mejorar por tanto la calidad de vida de personas que como en el caso de la fibromialgia padecen muy frecuentemente.

Te puede interesar…
© ALFIEL. Todos los derechos reservados.